Smart City: Modelos de ciudades inteligentes en España

728x90-Guia-Linkedin-b Smart City: Modelos de ciudades inteligentes en España

Smart City: Modelos de ciudades inteligentes en España

¿Qué es una Smart City?

Una Smart City es un concepto de ciudad digital e inteligente, en la que administración y ciudadanos participan activamente en hacer de ésta, una ciudad eficiente, proactiva, colaborativa y social.

Muchas son las actividades o áreas que contemplan este concepto, desde las infraestructuras, el transporte y movilidad de sus ciudadanos, la energía, turismo, seguridad y educación entre otros. Evidentemente todo ello, lleva asociado un proceso de digitalización de cada área.

La conferencia que ESRI España ha celebrado los pasados días 26 y 27 de noviembre en Madrid, ha sido una auténtica exposición del concepto y plataforma de uso, así como de los diferentes proyectos que han venido y vienen desarrollándose en la implantación de este modelo de smart city en España.

GIS o sistema de información geográfica

Para todo esto, cobra especial importancia el término GIS o sistema de información geográfica, ya que el manejo de los datos geolocalizados son la clave para extraer posteriormente estadísticas, generar modelos estadísticos, tomar medidas de forma proactiva y planificar las actuaciones de la ciudad. Y es que todo lo que hacemos cada día, esta basado en mapas, en información geográfica.

Este concepto, está cobrando un importante impulso entre las diferentes administraciones, (pero de diferente forma), como parte de la adaptación digital que persigue la UE y que tanto venimos oyendo.

En este proceso, España se sitúa en el ranking número 15 de las 28 economías europeas.

Smart City: Modelos de ciudades inteligentes en España

 

La digitalización tiene como objetivo la identificación de activos, unificación de plataformas y las BBDD y utilizar toda esta información georeferenciada, en beneficio de actuaciones para una proyectar una ciudad sostenible.

Ciudades inteligentes en España

El foco de esta digitalización lo lideran algunas ciudades españolas que, por sus características, necesitan de ciertas acciones, como pueden ser los acuciantes problemas de tráfico, un urbanismo desmedido y un elevado número de población y turismo.

Como era de esperar, Madrid y Barcelona, han hecho de esta necesidad de ser una smart city un objetivo, como garantes del recurso público del estado hacia sus ciudadanos. Más que nunca, necesitan ser eficientes en sus recursos y los gastos que generan, así como ofrecer a sus ciudadanos transparencia y colaboración, para que de este modo ganen ambos.

Pero también hay otras, que quieren servir de ejemplo a sus propios ciudadanos y ser referente para otras ciudades. Este puede ser el ejemplo de la Isla de la Palma. La Isla, está inmersa en un proceso de digitalización como Smart Island, en varios proyectos: Emergencias, Laboratorio Smart y Smart lite, o acuerdos con el Instituto astrofísico para reducir el impacto lumínico. Pero también, en un proyecto para impulsar el coche eléctrico, minimizando la huella del transporte en los parajes naturales.

Los ejemplos no cesan, Málaga con su gestión de aguas o gestión tributaria, la confederación Hidrográfica del Segura con sus embalses, bomberos de Barcelona con su análisis de predicción de incendios en el área metropolitana y así, un proyecto tras otro.

Procedencia de los datos

Pensarás, pero ¿de qué tipo de datos se nutren estos sistemas? Pues ni te imaginas.

En principio, la mayoría de estos datos los revelan los propios ciudadanos, y también todos aquellos que llevan los diferentes activos de las corporaciones: Flotas, edificios, Smart meters y empresas externas, pero también de informaciones ya existentes como sucesos, eventos y BBDD.

Otro ejemplo es la EMT, encargada de la gestión del transporte urbano de Madrid, que utiliza desde hace tiempo el sistema ArcGis para manejar todos los datos geo de su flota y el flujo de los viajeros.

Actualmente, se acaba de hacer cargo del servicio bicimad y también la gestión de parkings de residentes. Por tanto, utiliza los datos geo de cada vehículo, para saber su posición exacta, retrasos, tiempos de llegada y flujo de viajeros. Pero también, datos de los usuarios, por sus registros, el perfil y datos demográficos. De esta manera EMT gana en eficiencia y eficacia, ofreciendo a los ciudadanos un buen servicio de transporte.

Pero para hacer que las ciudades cumplan con todo las palabras del concepto, queda mucho recorrido. Según Marta Continente, Responsable del proyecto Smart Cities del Ayuntamiento de Barcelona, todavía existen cosas por resolver.

La Admón. siempre ha tenido una fuerte personalidad conservadora y nunca ha sido innovadora. Casos de modernización y adaptación lo han sido la banca o la prensa, pero con la Admón. se tiene el convencimiento de que es una entidad no prescindible y la gestión del cambio no llega a producirse”.

Retos para convertirse en una Smart City

Por eso se ya se presentan retos:

  1. Compromiso de ambas partes por colaborar y participar de los datos. No olvidemos que sin la participación de los ciudadanos, no hay nada que hacer.
  2. Protección de los datos. Aunque tenemos una buena regulación LOPD, queda mucho por hacer y hay que mantener la anonimacion de los datos.
  3. Fuerte convicción por la adaptación al cambio por parte de las organizaciones y la Admón.
  4. Salvar las posibles brechas existentes, con la completa implantación de redes de telecomunicaciones
  5. Que las comunidades no adopten estas competencias de forma unilateral y diseñen modelos propios
  6. Y por último, dotación presupuestaria.

Aunque España es líder en implantación de banda ancha y parecen eliminarse las brechas digitales, ya se ofrecen garantías suficientes para unos servicios B2C, pero no esta alineada con el proceso de transformación del resto de áreas como la industria o la mayoría de servicios públicos.

En mi opinión, se están dando los pasos correctos, pero todavía queda mucho recorrido para que todas las administraciones unifiquen sus procesos y procedimientos.

La innovación y las ideas tienen que ir alineadas con las organizaciones y los ciudadanos. Porque los propios ciudadanos buscan intervenir, quieren servicios ágiles, buscan consumir de otra forma y les gusta decidir.

 

Jesus SepúlvedaSmart City: Modelos de ciudades inteligentes en España, alumno del Master en Marketing Digital de IMF Business School

Valora la calidad de este artículo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Comenta este artículo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Smart City: Modelos de ciudades inteligentes en España

Una Smart City es un concepto de ciudad digital e inteligente, en la que administración y ciudadanos participan para hacerla eficiente, proactiva y social.